Con precaución – Reapareció AMLO en sus mañaneras sin cubre-bocas.

CON PRECAUCIÓN

Por Sergio Mejía Cano

Reapareció AMLO en sus mañaneras sin cubre-bocas

 

Cuando el mismo presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), anunció públicamente haber contraído la enfermedad de coronavirus, y que tendría que posponer su presencia en las conferencias matutinas, entre familiares, amigos y conocidos comenzamos a especular que, en caso de que la librara y volviera a aparecer en sus mañaneras, ¿lo haría portando cubre-bocas o no?

Obviamente que en caso de que alguien hubiese apostado de que sí aparecería con ese artefacto, habría perdido, pues AMLO regresó a su rutina informativo sin ese añadido antinatural para el cotidiano ir y venir del ser humano. Y no nada más no reapareció con cubre-bocas, sino que negó rotundamente que lo fuera a utilizar.

Desde luego que era de esperarse que más de alguno de los reporteros presentes en la conferencia matutina le fuera a preguntar al respecto, como así sucedió; sin embargo, a la primera mujer que le preguntó sobre el cubre-bocas, no le respondió en lo absoluto, sino al reportero que le siguió a la primera muchacha que había preguntado; y a este reportero claramente le dijo que no se va a poner cubre-bocas, añadiendo que en México no hay autoritarismo, que está prohibido prohibir, pues el uso del mismo no debe ser obligatorio, sino por convicción de cada quien.

Sin embargo, al parecer en la mayoría de las entidades del país no le llevan la plana al primer mandatario de México en eso de que no debe ser obligatorio el uso del mentado cubre-bocas, porque por ejemplo, en Nuevo León, se ha impuesto arresto a quien no lo traiga puesto; y así,  en otros estados de la República Mexicana; y no nada más se ha dicho que se arrestará a los disidentes, sino hasta multa económica. Y esto desde luego que es por demás perjudicial, porque la situación económica de la mayoría de los mexicanos anda por los suelos, y si aparte de la obligación de tener que usar algo que va en contra de la salud, por no permitir una libre y clara respiración, tener que pagar una multa, pues a dónde nos querrán mandar esos incongruentes mandatarios estatales.

Y por otra parte, AMLO también contradijo a varios de los gobernadores y presidentes municipales, así como a autoridades sanitarias y al mismo letrero a sus espaldas que dice “quédate en casa”, porque varios de los gobiernos de los estados del país, están machacando constantemente con el confinamiento, porque AMLO dijo también que qué mejor medicina que hacer ejercicio al aire libre, hacer deporte, siempre y cuando se guarde la sana distancia, pero la mayoría contradice este pensamiento de AMLO, apostándole más al confinamiento y así exponer más a los contagios a las familias en vez de permitirles andar en el campo, en los jardines, parques y plazas en donde la oxigenación que producen los árboles y plantas, podrían hacer más bien  a la gente que el estar encerrados respirando aire viciado.

Queda claro que el uso del cubre-bocas es más bien para recordarnos a la ciudadanía que estamos bajo el yugo de una pandemia terrible que ha generado muchísimas más muertes de las que se estimaron en un principio, de ahí que se diga que las autoridades y políticos deben de poner el ejemplo apareciendo portando ese trapo o plástico en la cara; así como en algunas partes en que se les han puesto a las estatuas y monumentos con personajes heroicos, que sirven como recordatorio a la población que debe cuidarse y acatar las medidas dictadas por su bien.

Sin embargo, el mismo doctor Hugo López Gatell dijo en su momento, allá cuando comenzó todo esto de la pandemia, que el cubre-bocas “era una falsa sensación de seguridad”; pero cuando la Organización Mundial de la Salud, lo puso en su mira como posible asesor y consejero, cambió su versión al respecto del cubre-bocas, ahora proponiendo su uso, aunque precisó que en realidad no protegía del todo, ya que la gente al estárselo moviendo constantemente, de todos modos se tendría que estar tocando la boca, nariz, ojos y oídos.

Y desde luego, está el material con el que están hechos la mayoría de los cubre-bocas que porta la mayoría de la gente, pues posiblemente no presten la seguridad adecuada como los que utiliza el personal médico. Así que lo que importa para las autoridades, es que la gente traiga la nariz y la boca tapadas, sin tomar en cuenta si esos cubre-bocas son seguros o no. Vendría a ser algo así como los cascos de los motociclistas, en que unos podrían ser hasta de juguete o de vil plástico y sin barbiquejo, sin asegurarlos, portándolos nada más para cubrir el requisito.

Sea pues. Vale.

Compartir

Comentarios

Comentarios

Buscar nota por fecha

enero 2022
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31