Con precaución – El niño malo de la película en Medio Oriente.

CON PRECAUCIÓN

Por Sergio Mejía Cano

El niño malo de la película en Medio Oriente

Se podría considerar tanto inaudito como inadmisible que el embajador israelí en México, haya pedido al gobierno mexicano que condene los ataques del llamado grupo “Hamas” en contra de Israel, siendo que el agresor es precisamente el estado de Israel, ya que los palestinos lo único que hacen es defender lo poco que queda ya de su antiguo territorio.

Los Estados Unidos de Norteamérica (EUN) justifican los ataques de Israel en contra del pueblo palestino, en donde han perdido la vida civiles de todas las edades y sexos. Y tal vez la justificación de los EUN, sea porque se ven reflejados en estos ataques porque precisamente el vecino país del norte creció y se expandió debido al extermino de los verdaderos dueños de esas tierras en donde ahora se asienta esa nación norteamericana que, sin condolencia alguna desplazó a los antiguos habitantes de esa parte del continente hoy llamado América, hacia reservas insalubres, apartadas en donde han logrado sobrevivir esas antiguas naciones; pero que la mayoría fue exterminada sin piedad.

Tal vez alguien recuerde cómo se nos hacía creer cuando niños, mediante películas de “indios y vaqueros”, en donde se nos hacía forjar la idea de que los malos eran los indios y no los invasores que poco a poco o más rápidamente que tarde, se adueñaron de esas tierras en donde hasta desaparecieron a los búfalos.

Así que ahora, en la misma forma, el gobierno gringo justifica el exterminio del pueblo palestino a quien los israelíes han ido despojando de sus tierras a los palestinos que lo único que hacen es defender lo poco de terreno que les queda ya, pues la mayor parte de sus tierras se las han ido adueñando los israelíes, ayudados precisamente tanto por los gringos, ingleses y se dice, que hasta por ciertos grupos alemanes, por ser esa parte del medio oriente, un lugar estratégico para contar con su poderío militar y desde luego, dominio de esas zonas.

No por nada, hay infinidad de analistas que llaman a Israel como estado espurio, y citan históricamente que aún después de terminada la segunda guerra mundial, en esa franja de terreno vivían armónicamente tanto judíos, árabes y palestinos; pero, el problema fue que como posterior a dicha guerra mundial surgió la llamada guerra fría con la entonces Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), se comenzó a fortalecer a los judíos ahí radicados en Palestina y judíos llegados de otras partes como precisamente de los EUN, poco a poco fueron obligando a los palestinos y árabes a desplazarse cada vez más y más porque Israel se iba apropiando de los territorios que antes pertenecían a Palestina y que ahora, espuriamente ya forman parte del estado de Israel.

Es  común que las naciones poderosas, y por ende, agresoras e invasoras, le llamen terrorismo a la defensa de los pueblos oprimidos por sus terruños que les son arrebatados mediante la fuerza y masacres de sus pobladores, porque eso es lo que ahora y desde siempre ha hecho el pueblo palestino: defender a como dé lugar lo que les ha sido arrancado mediante la fuerza, pues ahora la otrora Palestina ya no existe como tal, ahora sus límites territoriales cada día son más reducidos por el afán expansionista de Israel que, tal vez quieran desaparecer a los palestinos de una vez y para siempre.

Existió un personaje muy emblemático que luchó siempre en contra de la invasión israelí: Yasser Arafat, quien presidió por años y años a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), que desde luego no apareció nada más para darse a conocer al mundo en forma personal, sino precisamente por la invasión que ha estado sufriendo su patria palestina; sin embargo, poco o nada pudo hacer, pues los EUN y otros países ayudaron a Israel para su crecimiento no nada más apropiándose de territorios que en ninguna forma les correspondían, sino también para crecer militarmente.

Lo triste del caso, es que platicando con algunos amigos y conocidos respecto a este tema, algunos aducen que Israel es “el pueblo de Dios” y que bíblicamente, Dios les cedió esa tierra, en donde ahora se asienta el estado de Israel, es la tierra prometida; pero el problema es que los EUN no es o son Dios que, gracias a esta poderosa nación norteamericana es por lo que hoy en día Israel es el niño malo del Medio Oriente. Porque no nada más está la desaparición de Palestina en su mira, sino adueñarse total y completamente del Líbano, Siria y Jordania, Cisjordania y obviamente Egipto. Por lo que el malo de la película es Israel.

Sea pues. Vale.

Compartir

Comentarios

Comentarios

Buscar nota por fecha

julio 2022
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031